Andando en vertical. Ignatius en el Yelmo (130 m, V+)

El verano va tocando a su fin. Rober pronto marchará de nuevo a las Antípodas, Luis ha comenzado una nueva andanza en Toledo como domador de serpientes, David tiene que cargar una batería con solera en Madrid y yo tengo ganas de conocer las escaladas mesetarias. Así que coche cargado hasta los topes y carretera y manta hasta Toledo, no sin antes sobrevivir a una granizada de película a la altura de Requena. Las gotas frías de ahora ya no son como las de antes …

Equipazo roquero. David, Durga post-rock star a la izquierda, Rober, unchained master en el centro, y Luis, la cobra de Villena, a la derecha

Después de barajar varias opciones, descartamos escalar en Galayos. Esta quedada viene a ser como una despedida para el viajero y no nos apetece mucho enmarronarnos en vías clásicas, no sea que alguien pierda un avión. Así que finalmente optamos por la Pedriza, zona de escalada por excelencia de la capital del Imperio Hispánico, y de las Gürtel, Púnica, Lezo y demás … En fin, como dicen los Riot Propaganda: “Madrid, Valencia griten lo mismo … ” Capitales de la corrupción patria.

Agua para todos … Privatícese!!!

Ya avisados de lo que es la escalada en adherencia pura nos dejamos aconsejar por la vía mejor equipada de la zona, la Ignatius. Visto lo visto, como serán las demás … La zona en sí es una pasada a nivel paisajístico. Las formaciones rocosas adoptan multitud de formas que les dan nombre según la imaginación de los lugareños.

El Yelmo

Es probable que dentro de unos años haya otro lugar digno de peregrinación en la zona … La cárcel de Soto del Real, ilustre morada de lo mejor de la trama político-empresarial española: Barcenas, Granados, Gonzalez y los que te rondaré morena.

Alrededor de mediodía llegamos a pie de vía y hacemos cordadas, David y un servidor iremos por delante y Luis y Rober nos seguirán. Los pasos más duros de la vía se encuentran en el primer largo que a pesar de ser los más verticales son los mejor asegurados, por lo que se pasa sin problemas.

David superando la sección más vertical de la vía

Largo relativamente corto que te deja en la repisa de la primera reunión.

Llegando a la primera reunión

Pero aaaamigo, aquí la cosa cambia. Me toca ponerme de primero y empezar a subir por una placa tumbada más lisa y suave que la piel de un bebe de seis meses. Entre seguro y seguro vacío, aire, la nada, simplemente una roca que como por arte de magia te permite que las suelas de los pies de gato se queden adheridas para poder ascender. Las manos simplemente acompañan el movimiento, huérfanas del más mínimo resquicio en la roca donde poder agarrarse.

Roca, vacio y (muy) de vez en cuando algún seguro

Poco a poco voy ganando metros hasta que veo una reunión, así que me tiro hacia ella como un loco, me anclo y me pongo cómodo. Recupero la cuerda y le digo a David que comience cuando quiera. Cuando empieza a subir ya oigo alguna onomatopeya poco frecuente en un séptimo-gradista como él. Parece ser que incluso de segundo la escalada esta tan distinta no te deja indiferente. Aun así, llega hasta mi altura y ataca el siguiente largo que comienza en travesía hacia la derecha. Mientras esto ocurre, Rober y Luis no lo ven tan claro y deciden solicitar el comodín de la llamada. Hacemos un poco de maniobras de escapismo y les echo lo que nos sobra de cuerda para que suban.

Yo me voy para Australia oiga …

Cuando llega Rober a mi altura le dejo la reunión y comienzo la excursión a la derecha disfrutando de la sensación de tener la cuerda por arriba en este largo viendo que la tónica de la escalada no cambia. Llego a la reunión, cargo el material y continúo sin pensármelo mucho. El largo que me ha tocado de todos modos da algún que otro pequeño respiro, en forma de mini-fisura o mini-regletas donde poder poner la mano para descargar un poco de tensión. El resto una secuencia interminable de pasos de ballet, pisando con mucho cariño y respeto la roca para que no se enfade contigo, te desadherencie y te mande al vacío pedricero con unos raspones de categoría por todo tu cuerpo.

Vistazo abajo desde la cuarta reunión

Por allí abajo parece que Rober y Luis siguen teniendo sus más y sus menos con la placa, así que David vuelve a tirar de maniobra de fortuna para lanzarles la cuerda.

 

Superadas las dificultades, David llega hasta donde estoy yo y le ataca al último largo, merendandoselo en un pis pas. Esta última sección ya no es tanto de adherencia, sino que discurre por una pequeña chimenea donde ya se puede escalar con pies y manos.

David, acabada la faena.

Subo yo rápidamente también y ya solo nos queda esperar a Rober y a Luis que superan este largo sin usar ningún comodín más.

– Rober, mira a la cámara … – David, os&%?$ … CAL$%·%$&!

Ya todos reunidos, nos echamos unas risas pensando en como cambia la escalada según el tipo de roca. Después, subimos la chimenea que nos separa de la cumbre del Yelmo.

Y nos vamos para abajo que con el calor que hace va apeteciendo una cervecita fresquita.

Como se nota que Soto del Real está cerca … no han dejado nada!! Aquí en su momento hubo, escuelas, hospitales …

Una vez abajo y después de cenar vamos al típico bar de escaladores locales, donde después de un rato de oír nuestras quejas por la vía escalada, uno de ellos explota y nos dice:

-Pero como se os ocurre venir al Yemo a escalar en Septiembre a mediodía ?!?!?!?!

A partir de aquí se monta una pequeña convención fanática de recomendaciones de vías por toda la geografía española, que acaba con los camareros del bar invitándonos a irnos ya, que va siendo hora de dormir. Nosotros, esta vez sí, hacemos caso de los consejos locales y nos vamos a dormir a un claro entre las rocas pedriceras, rodeados de los cantos de ranas … ¿Serían las ranas de Aguirre que se habían escapado de la carcel?

Anuncios

One response to “Andando en vertical. Ignatius en el Yelmo (130 m, V+)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s